Concurso de recetas de la RB Montseny 2017


Ganadores del concurso 2017


 

Primeros platos:

  • Capipota, de Manel Serras de Arbúcies. Es una receta tradicional que, en muchos casos como en otros platos, los más pequeños comían tradicionalmente para el desayuno. Las proporciones de carne se pueden adaptar al gusto de cada uno pero debe dominar la cabeza por encima de la pata y la tripa.
  • Judías blancas con tocino y setas, de Lluïsa Santanach de Seva. Es una receta tradicional con productos locales y del territorio, alubias, tocino y setas; en este caso también estaban relacionados con las fiestas tradicionales.

 

Segundos platos:

  • Pollo con zapateras, de Francesca Riera del pueblo del Montseny. Se utiliza un pollo criado en el campo, que come panizo y maíz; las verduras para asarlo son del huerto y las zapateras, del bosque. Es un plato que se cocina para fiestas en invierno, ya que las zapateras son un tipo de seta que se suele encontrar en otoño-invierno. 
  • Cabrito al horno con setas, de Anna Castellar de Seva. La carne de este plato proviene de un rebaño de cabras de pastoreo, que mantienen limpio el medio, por lo que se reduce el riesgo de incendio y se aprovechan al máximo los pastos naturales que aportan una lactación más sostenible dentro del propio rebaño. Esto garantiza una carne de primera calidad y de km 0.
    Tradicionalmente el cabrito es uno de los platos típicos de nuestro país, sobre todo en Semana Santa y Navidad, cuando las familias se reúnen alrededor de la mesa.

 

Postres:

  • Requesón de leche de cabra, de Clara Rovira de Fogars de Montclús. El requesón es uno de los productos resultantes de la elaboración de quesos, que está recogida en el inventario del patrimonio cultural inmaterial de la Reserva de la Biosfera de El Montseny, al igual que el pasto, una actividad ancestral. Por otra parte, la miel con que tradicionalmente acompaña el requesón es el resultado de un actividad tradicional recogida también en el inventario: la apicultura.
  • Bizcocho, de Remei Mollfulleda de Arbúcies. Aunque este bizcocho se puede hacer y se sigue haciendo en casa, también es muy habitual comprarlo en los establecimientos especializados. Y es que de muy antiguo, la elaboración de pan y tortas ha dado lugar al oficio de panadero.

Autor de les imágenes: Joan Valera

 

interest