Gestión forestal


Líneas de actuación ante afectación de plagas forestales


El Consorcio del Parque de la Serralada Litoral ha desarrollado un documento donde se establecen las líneas de actuación frente la afectación de Tomicus destruens en  el Parque de la Serralada Litoral y el fomento del asociacionismo de los propietarios forestales como herramienta de control.
 
 

Estado sanitario de los pinares del Maresme

 
La comarca del Maresme tiene una superficie forestal del 65%, la mayor parte en manos de propietarios privados, ya que está repartida entre 5.200 propietarios, el 99% privados. La vegetación dominante en las solanas son los pinares de pino piñonero ocupando 6.600 hectáreas, las cuales han crecido sobre suelos delgados y con elevada pendiente que, junto con las sequías acumuladas y las fuertes olas de calor de los últimos años ha originado que los árboles se debiliten y sean más vulnerables al ataque de plagas. Actualmente, las principales afectaciones por plagas en el Maresme son la procesionaria ( Thaumetopoea pityocampa), el escolítidos los pinos ( Tomicus destruens) y el hongo Thyriopsis halepensis.

Afectació pinedes de Pi pinyoner

Imatge 1: Afectación de los pinares de pino piñonero (Font: http://www.svmontalt.cat)

 

La afectación de Tomicus, es la que actualmente preocupa principalmente a propietarios, técnicos y administraciones, ya que afecta al 20-25% de la superficie de los pinares, previendo que puede haber una afectación del 50% si las condiciones climáticas y la falta de gestión forestal se mantienen.

 

Afectación de los pinares por Tomicus destruens

 

El Tomicus destruens es un escarabajo perforador que generalmente afecta a los pinos debilitadosdades. Su ciclo biológico se divide en diferentes fases:
  • Entre abril y septiembre se encuentra en el interior de las ramillas de las copas de los pinos.
  • Entre septiembre y octubre sale de las ramillas y perfora la madera, donde hace la puesta (durante esta época se pueden apreciar pequeños agujeros con resina en el tronco y ramas de más de 7,5 cm de diámetro)
  • Entre octubre y finales de febrero las larvas hacen galerías subcorticales que pueden llegar a interrumpir la circulación de la savia, provocando la muerte del árbol.
  • En marzo, los adultos comienzan a emerger y van hacia la copa, donde se alimentan del interior de las ramillas.

 

Por lo tanto, los daños que provoca el perforador Tomicus son de dos tipos, por un lado se alimentan de las acículas y por otro lado crean galerías en los troncos evitando la circulación de la savia, hasta la muerte del árbol.
 
 
Las señales de la colonización de la plaga son muy evidentes, por la presencia de grumos de resina en la corteza y el serrín que se observan.
 
Los daños de Tomicus sobre la masa comienzan muy paulatinamente, pero poco a poco pueden acabar afectando superficies importantes. La afectación sobre los árboles es mortal y la única solución es cortarlos y sacarlos para evitar que el insecto se reproduzca y ataque otros árboles.
 

 

Galeries subcorticals

Imagen 2: Galerías subcorticales (Fuente: http://forest112.com/web/es/la-plaga-de-insectosperforadores-en-pinos-se-extiende-a-119-municipios)

 
Las principales consecuencias de la plaga son el aumento de riesgo de incendios, al tener acumulada materia muerta en los bosques, la afectación de otros pinos debilitados, la pérdida de producción forestal (reducción en la producción de piñón y mala calidad de la madera), la pérdida de biodiversidad y de paisaje y el riesgo de inundaciones fruto de la posible deforestación en aquellas zonas más afectadas donde no hay estrato de encinas y robles que puedan sustituir el pino.
 

Medidas de prevención y control de la plaga

 

El Consejo Comarcal del Maresme (CCM), el Departamento de Agricultura Ganadería, Pesca y Alimentación de la Generalitat (DAAM), la Diputación de Barcelona y las Asociaciones de Propietarios Forestales de la Serralada Litoral Central y la de Montnegre-Corredor, han acordado trabajar conjuntamente para la gestión de la plaga.

  • En primer lugar, se hará una evaluación del estado de los pinares y se delimitarán las zonas de afectación para determinar el alcance de los daños y los costes para ejecutar los trabajos forestales.
  • Por otra parte, con el apoyo de los Ayuntamientos, se transmitirá la información a los propietarios mediante un díptico informativo y se pondrá en contacto a los propietarios forestales con las Asociaciones de propietarios forestales, para que sean éstas quienes gestionen los trabajos forestales a efectuar.
  • Para reducir la proliferación de las plagas, los técnicos coinciden en que la solución es hacer una buena gestión de las masas boscosas afectadas, reduciendo la densidad de árboles y así disminuir la competencia y favorecer los árboles más vigorosos.
  • Desde la Asociación de Propietarios Forestales de la Serralada Litoral Central, durante el último trimestre de 2016, se prevén llevar a cabo actuaciones de gestión forestal en diferentes fincas del ámbito de actuación de la Asociación, con una financiación total de 70.000 euros provenientes del convenio de colaboración entre la Diputación de Barcelona, ​​los ayuntamientos, el Consorcio del Parque de la Serralada Litoral y la Asociación de Propietarios Forestales de la Serralada Litoral Central. En estas actuaciones se prevén realizar clareos de mejora en pinares de pino piñonero y selección de rebrotes de encina para reducir la densidad arbórea y así reducir la competencia del arbolado y favorecer su vigor.

 

Líneas de actuación específicas del Consorcio frente la afectación de Tomicus destruens en los pinares del Parque de la Serralada litoral

 

Con una superficie superior a 1.500 ha, los pinares de pino piñonero constituyen, después del encinar, las masas forestales más extensas del Parque de la Serralada Litoral. Se distribuyen por la vertiente litoral del Parque donde la escasez de agua disponible en el suelo hace que el pino apenas encuentre competencia ante el resto de especies leñosas. Aparte del valor paisajístico y ecológico, la especie tiene un papel importante en la revegetación de eriales y cultivos abandonados ofreciendo la cobertura necesaria a los plantones de encina que regenerarán la masa más adelante.
 

 

Al igual que en el resto de la comarca, estos pinares son vulnerables al ataque de patógenos, y a las condiciones meteorológicas poco favorables, hay que añadir la falta de gestión forestal de muchas masas fruto de la atomización del territorio en pequeñas fincas y la reserva orografía. De hecho, ya en 2008, el estudio Evaluación del estado fitosanitario del Parque de la Serralada Litoral realizado por el Consorcio detectó la presencia en mayor o menor grado de los insectos Tomicus destruens, y Thaumatopoea pityocampa y de forma más generalizada, el hongo Thyriopsis halepensis.

 

En el momento actual (verano de 2016) Thyriopsis está presente en la mayor parte de los pinares de pino piñonero provocando su defoliación. En cuanto a Tomicus, mientras no se disponga de la diagnosis general de la afectación, se han localizado nuevamente árboles afectados en Argentona y Vilassar de Dalt.

 

Dado que Tomicus tiene facilidad para introducirse en los árboles cuando éstos están debilitados - ya sea por causas abióticas o por hongos - es de esperar que de cara al otoño, cuando se produzca el apareamiento del insecto, se pueda infectar considerablemente la masa de pinos. Por este motivo y de acuerdo con las medidas determinadas por el CCM, junto con el DAAM y la Diputación de Barcelona, el Consorcio estudia poner en marcha las siguientes líneas de actuación para el control de la plaga:

 


En abril de 2014 se constituyó la Asociación de Propietarios Forestales de la Serralada Litoral Central que agrupa propietarios del territorio del Parque de la Serralada Litoral. Además hay otras asociaciones de ámbito local.

 

  1. Disponer de la diagnosis del estado de las masas en el Parque a partir de la primera valoración que a nivel comarcal está elaborando el CCM. Valorar si hay que reducir la escala de estudio y en este caso proponer la colaboración de las Agrupaciones de Defensa Forestal (ADF).
  2. Conjuntamente con el resto de Administraciones implicadas localizar a los propietarios afectados y asesorarles de las medidas que deben tomar y de los instrumentos de gestión de que disponen. En caso de que la finca esté dotada de un plan técnico de gestión y mejora forestal habrá que revisar la programación de las actuaciones para priorizar las masas afectadas y deberá tramitarse a través del Centro de la Propiedad Forestal. En caso contrario, habrá que pedir la autorización al DAAM para retirar los árboles afectados. En todos los casos se recomendará a los propietarios forestales que se integren en asociaciones de propietarios forestales que priorizarán las actuaciones de mejora de la masa a aquellas fincas más afectadas.
  3. El Consorcio no realiza aprovechamientos forestales pero sí que, a través de la Red de Parques, participa de los proyectos desarrollados en el marco del Convenio entre la Diputación de Barcelona y la Obra Social "la Caixa" para la conservación de los espacios naturales. Algunos de estos proyectos tienen por objetivo la recuperación de antiguos espacios abiertos y el mantenimiento de infraestructuras para la prevención de incendios forestales (sección de servicio y franjas de baja combustibilidad), por lo que implican trabajos de corte de rodales y / o la reducción de la densidad de pies que podrían, orientarse a fin de hacer frente a la proliferación de Tomicus. En este sentido, en el trabajo previsto de mantenimiento de franjas de baja combustión habría que potenciar el regenerado de encina y, en su defecto, retirar los pies de pinos afectados y / o debilidades.
  4. Actualizar el estudio Evaluación del estado fitosanitario del Parque de la Serralada Litoral realizado el año 2008, a fin de reflejar la situación actual de la afectación de varias plagas en las masas boscosas del Parque y evaluar la capacidad de recuperación del bosque frente a plagas y enfermedades.
  5. Establecer un circuito de intercambio de información entre las Administraciones implicadas y seguimiento de la evolución de la afectación hasta que disminuya el grado de alerta
 

Que hay que hacer?

 

La colaboración de los propietarios forestales será fundamental para que estas medidas y
líneas de actuación sean suficientes en el control del Tomicus, en este sentido recordamos a los
propietarios forestales el siguiente protocolo ( www.ccmaresme.cat):
 
  • Si cree que su finca está afectada por algún patógeno, hay primeramente determinar las causas de los daños.
  • En caso de que la falta de vigor de la masa sea atribuible a causas abióticas es recomendable disminuir la densidad de la masa a través de instrumentos de ordenación y / o de las asociaciones de propietarios forestales.
  • Si se trata de una afectación por Tomicus, hay que eliminar los árboles muertos y afectados a través de las correspondientes autorizaciones del DAAM. Si por el contrario se observa la Procesionaria se recomiendan los tratamientos biológicos que funcionan adecuadamente. En cuanto Thyriopsis todavía no hay un fungicida claramente contrarrestado.
 
En todos los casos, a la hora de realizar los cortes será obligatorio triturar o retirar los restos superiores a 7,5 cm de diámetro y retirar o pelar los troncos en menos de 30 días entre el 1 de septiembre y el 1 de febrero. En cualquier caso, no puede quedar madera o restos de más de 7,5 cm de diámetro en el bosque sin triturar a partir del 28 de febrero. Sólo se puede obviar esta condición en caso de cortar pinos que ya estén muertos y secos, En este caso, basta trocear los restos de cualquier diámetro y dejarlas extendidas.
 

 

Alella, 7 de julio de 2016

 


Bibliografía

 

Vilar L. et al. 2003. Els boscos a Catalunya. Aprofitament i futur. Competium, S.L. Girona. 237 pp.

Muñoz C. et al. 2011. Sanidad Forestal. Guía en imágenes de plagas, enfermedades y otros agentes presentes en los bosques. Ediciones Mundi–Prensa. 575pp. Madrid.

Gracia M. & Ordoñez, J.L. 2013. Les pinedes de pi pinyer. Manuals de gestió d'hàbitats. Diputació de Barcelona. 167pp.

Terradas J. et al. 2004. Documents dels Quaderns de medi ambient. Els boscos de Catalunya. Estructura, dinàmica i funcionament. Generalitat de Catalunya. 182pp